2 oct. 2013

El Alto tiene pobladores obesos debido a riesgosa “dieta andina”

"No hay  dinero ni tiempo,  pero uno tiene que llenarse la panza con algo”, dice Eduardo Choque y luego  arranca la carne de una pierna de pollo frito que compró en la Feria   16 de Julio, en El Alto.

En su plato, además del pollo con piel crocante y grasosa, hay papas fritas y una porción de arroz combinado con tallarines, todo rociado con mayonesa y ketchup.

La comida de los alteñosA simple vista, se podría concluir que Choque no es obeso, aunque de su tórax asoma una prominente barriga, sobre la cual apoya el "platillo”.

La última Encuesta Nacional de Salud, realizada por el Ministerio de Salud y Deportes, señala que en 2008 El Alto estaba entre las tres ciudades del país con más personas obesas, sólo superada por Santa Cruz y Cochabamba, en ese orden.

De acuerdo con la nutricionista María Luisa Rizo-Patrón, la obesidad sería el resultado de la "dieta andina” de los habitantes del altiplano, consistente en gran parte de alimentos con alto contenido de carbohidratos, como la papa, el chuño, el trigo -pan y fideos- y el arroz, además de grasas animales.

"A estos factores  se suma el sedentarismo, la falta de ejercicio y el excesivo consumo de alcohol”, señaló la especialista.

La denominada "dieta andina”, según explicó, responde a una vida de grandes esfuerzos físicos, como la que llevan los habitantes del área rural, quienes, además de trabajar la tierra, deben caminar grandes distancias.

"En las ciudades, el consumo de carbohidratos se hace excesivo y genera la aparición de grasa abdominal y altos índices de glucosa (azúcar) en la sangre”, dijo.

El menú de los alteños

En un recorrido que realizó Página Siete por varios sectores de El Alto, comprobó que por cinco bolivianos se puede comer una salchipapa acompañada de arroz o tallarín, o ambos, según pida el cliente.

Con 10 bolivianos se puede comprar un plato de pescado frito, de chicharrón de pollo, de ají de fideo, de lechón al horno o  de patitas de cerdo, ya sea en la feria o en la Ceja de El Alto.

María Vilches, quien  no sin dificultad logra acomodarse dentro de un improvisado toldo de nailon, pide un choripán en la feria. Luego, exige más  escabeche y llajua.

Luce agitada. Asegura que vive en el distrito 8 de la urbe, pero que vino en movilidad. Desde el lugar en que la dejó el minibús hasta el puesto de venta de chorizos hay unos 20 metros, pero parece que hubiera corrido una maratón.

Cerca, un puesto ofrece un plato fuerte  de ají de fideo, bistec de res o chuleta de cerdo -cualquiera de los tres-, con papas fritas, arroz, chuño y tunta; como si fuera poco, el  refuerzo es una sopa de pollo. Todo por sólo 12 bolivianos.

Hacia el mediodía, cientos de personas salen de sus trabajos en la Ceja de El Alto y se dirigen a  la avenida 6 de Marzo. Varios locales  ofrecen chicharrón de pollo, fricasé, plato paceño y panza rebosada; los restaurantes  rebalsan de comensales, unos  sentados, otros de cuclillas y otros "agachaditos”. 

¿Comida vegetariana? Sólo había un restaurante  con  dos comensales que  degustan una magra sopa de papa y espinaca, con quinua y queso.

    Choque devora el pollo, paga la cuenta  y hace señas para subir a un minibús; a duras penas, cabe  en un asiento. Es un candidato a obeso y a sufrir diabetes o hipertensión, los principales males que aquejan a los alteños. 

La obesidad trae  complicaciones

De acuerdo con los cardiólogos Samuel Córdova y Félix Loza, la obesidad es un factor de riesgo para la aparición y desarrollo de enfermedades cardíacas y de la diabetes, entre otros problemas de salud.

"La obesidad causa el aumento del colesterol malo, los triglicéridos, y esto puede generar problemas circulatorios”, señaló Córdoba.

Las grasas en una persona obesa se concentran en la zona abdominal y en la sangre, por lo que pueden derivar en tapones en las venas y arterias, lo cual eleva la posibilidad de  accidentes vasculares como los derrames cerebrales y las embolias.

Loza explica que el corazón de una persona obesa trabaja mucho más que el de una persona que se mantiene en su peso ideal y que el sobrepeso expone a ese órgano vital  a fallar.

Sobre la diabetes, ambos expertos coincidieron en señalar que una vida sedentaria, con consumo de alimentos poco saludables  o en exceso y con abuso de las   bebidas alcohólicas y el tabaco, puede desembocar en el incremento de la glucosa en la sangre, lo cual puede ser fatal.

El 30% de los alteños acusa problemas de sobrepeso

La Sociedad Latinoamericana de Ateroesclerosis reveló que los casos de  diabetes en Bolivia  aumentaron de 7,8% a  10% en los últimos 10 años y que  quienes viven en la ciudad de El Alto corren más riesgo de adquirir este mal debido a la obesidad, que ataca al 30%.

  De acuerdo con el especialista Samuel Córdova, quien preside la Sociedad Latinoamericana de Ateroesclerosis,  el aumento de personas que padecen de diabetes se debe en gran parte al estilo de vida de los bolivianos y  a la obesidad, que afecta a una gran proporción de sus pobladores.

Cuando se consume muchos carbohidratos y  azúcar, no se hace ejercicio y se fuma, surgen enfermedades cardíacas y la diabetes, de acuerdo con Córdova.

En El Alto, el   índice de habitantes    con obesidad alcanza el 30%, cifra que la sitúa en tercer lugar  después de Santa Cruz y Cochabamba. Las personas con obesidad tienen más riesgo de contraer diabetes, ya que  hay una relación lineal entre el aumento de peso y la aparición de este mal a tempranas edades.

Además, el experto hizo notar que otro  factor de riesgo  es la alta presión arterial, que además de la altura también está ligada a la dieta de los pacientes.

Hace diez años las estadísticas mostraban que 20% de los bolivianos sufría de hipertensión arterial, pero hoy la cifra subió  al 25%.

El 75% de los   diabéticos  muere a causa de males cardíacos, como  infartos al miocardio,  derrames cerebrales y  aneurismas.// Página Siete (BO)

Publicar un comentario en la entrada

Todo comentario es bienvenido y se agradece. Comenta dentro del marco del respeto y evita hacerlo como "ANÓNIMO" (Sobretodo si quieres recibir respuesta). Si tienes alguna sugerencia escribe a través del formulario de contacto.

Start typing and press Enter to search