19 feb. 2016

Tragedia de El Alto rebasa el silencio electoral

La muerte de seis personas en la Alcaldía de El Alto rebasó el silencio electoral que se inició ayer, 72 horas antes de la celebración del referéndum constitucional que contempla la reelección presidencial. Por la mañana, la alcaldesa Soledad Chapetón denunció que gente cercana a su antecesor, Édgar Patana, fue la que saqueó y quemó el edificio municipal para robar documentos relacionados con hechos de corrupción.

El Gobierno, a través del ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, respondió que es deplorable que funcionarios ediles impidieran a sus subalternos abandonar el edificio con el afán de resguardar esos papeles sin preservar la vida. “Ese objetivo no puede estar por encima de la vida de seres humanos”, recriminó.

En las redes sociales circularon grabaciones de supuestos funcionarios que apuntaban al jefe de personal de impedir su salida al momento del incendio.

Por su lado, Chapetón insistió en que quienes saquearon el edificio de la Alcaldía de El Alto atacaron la oficina de la autoridad sumariante, la que llevaba adelante los procesos penales contra los exfuncionarios de esta comuna. La jefa de esa dependencia, Norka Araujo, denunció que en el ataque la turba “entró primero a la oficina y allá estaban los procesos administrativos en contra de anteriores autoridades, que son acusadas de enviar gente a romper, a quemar y robar”.
Noticias de El AltoComplementó que quemaron expedientes de 120 ítems fantasma, 147 carpetas de procesos contra el programa Escuelas dignas, las adquisiciones de los buses y los boletos Sariri en la gestión de Patana.
Apuntó que le arrebataron su computadora, sus CD. “Todos sabían que solo yo concentraba la información”.

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, deploró que los funcionarios de la Alcaldía privaron el derecho a sus dependientes de abandonar el edificio, condenándolos a estas condiciones para preservar unos papeles.

El exministro de Gobierno Hugo Moldiz dijo: “Es de pésimo gusto hacer política con la desgracia de la gente, todos sabemos que Chapetón intenta victimizarse para llevarlo al ámbito de la campaña”.

Quintana condenó además la “actitud displicente de la alcaldesa porque no tuvo la voluntad de escuchar a los padres de familia en una demanda muy legítima. Miles de niños pasan clases en condiciones lamentables”, manifestó.

Por su lado, el fiscal general del Estado, Ramiro Guerrero, informó de que hoy convocará a declarar a la alcaldesa Chapetón, como al comandante de la Policía, Édgar Téllez, y confirmó que hay dos personas imputadas por este caso// El Deber
___

Detienen a dos acusados de dirigir la violencia en El Alto

Los dos principales acusados de dirigir la toma y quema del edificio de la Alcaldía de El Alto donde murieron seis personas, Braulio Rocha y Wilmer Giovanny Sarzuri, fueron detenidos ayer por la Policía y conducidos a declarar en la Fiscalía.

Sarzuri, que fue candidato a concejal por el MAS, apareció en las imágenes en la puerta de la Alcaldía de El Alto con un petardo en una mano y un cigarrillo en la otra, mientras levanta los brazos para, supuestamente, instigar a los manifestantes.

Por la tarde, el Ministerio de Gobierno confirmó la detención de Braulio Rocha, máximo dirigente de los gremialistas alteños y derrotado candidato a concejal por el MAS, que fue acusado por Chapetón de ser uno de los principales instigadores de la toma.

Antes de su detención, el dirigente gremial habló con ANF y sostuvo que él no participó de la movilización de los padres de familia y que no es el autor intelectual del incendio de la entidad edil, donde murieron seis personas y otras 24 resultaron heridas.
Noticias alkteñasSegún el abogado Eduardo León, Rocha encabezó la primera quema de ese municipio en febrero del 2003, por lo que fue procesado y guardó detención por nueve meses. También recordó que el dirigente amenazó a Chapetón cuando ganó la Alcaldía de esa ciudad.

Por este mismo caso, el fiscal general del Estado, Ramiro Guerrero, informó de que dos personas fueron imputadas por estar presuntamente implicadas en el incendio del edificio de la Alcaldía de El Alto y anunció que convocará a declarar a la burgomaestre Chapetón y al comandante de la Policía, Édgar Téllez, entre otras personas relacionadas con este hecho.

Crítica del MAS
En la jornada de ayer también surgió el pedido de renuncia o destitución del viceministro Marcelo Elío, incluso el ministro de Gobierno, Carlos Romero, le pidió no hacer comentarios ni difundir hipótesis públicas sobre el hecho.

“Pedí al viceministro Elío que presente sus elementos para que sustente la hipótesis que maneja (de autoatentado en la Alcaldía) y del mismo modo le pedí que no maneje hipótesis públicas por lo delicado del problema; ahora seguramente nos presentará un informe pormenorizado de los hechos”, dijo el ministro en conferencia de prensa

El aludido compareció ante los medios de comunicación en la mañana y en entrevista colectiva dijo que el polémico tuit lo publicó al calor del momento. “Ese tuit ha sido al fragor de los gases lacrimógenos, de las personas fallecidas que fueron evacuadas por la Policía, de los algo más de 18 heridos que han sido evacuados. Al fragor de los ruidos e insultos”, justificó la autoridad.

Cuando le consultaron si esa publicación fue una equivocación, admitió su error, “podríamos decir que sí, hay que ser honestos”, admitió// El Deber
___

Ni una carta de pedido de ayuda movió a la Policía

La Policía pidió a la Alcaldía de El Alto que presentara una solicitud escrita si pretendía tener resguardo en sus oficinas y, según la versión de la directora jurídica del Gobierno Municipal, Sonia Vallejos, esa nota se presentó a las 10:20 y aún así la Policía tardó una hora y media para disipar a los manifestantes. Como resultado, seis personas murieron, informó Erbol.

Vallejos recordó que durante la mañana, antes de los incidentes, ella, en persona, pidió a la Policía que resguardara el edificio edil, puesto que se preveía una marcha supuestamente pacífica de padres de familia, que pedían mejoras en unidades educativas.

Luego, la marcha se instaló al frente del edificio municipal y se conformó una comisión para dialogar con los manifestantes. Enviaron a un funcionario para solicitar el encuentro; sin embargo, este fue agredido. Esa violencia alertó de que la movilización era más violenta de lo que se esperaba.

Entonces, según Vallejos, los marchistas atacaron la puerta de la Alcaldía con piedras, por lo que ordenó a abogados subalternos que pidan ayuda al comando policial de El Alto, que está a una cuadra del edificio. “Desde adentro, instruí que los abogados de la unidad vayan a diligenciar, hablar con el comandante para que nos vengan a resguardar los predios”, relató.
Noticias alteñasDe acuerdo con esta versión, los policías dijeron a los abogados ediles que “no tienen instrucción superior para intervenir” y que debían presentar una carta para tener ayuda.


“Un funcionario dijo a los abogados de la unidad jurídica que manden una nota para formalizar la solicitud de ayuda y que en mérito a esa nota se iba a procesar esa solicitud”// El Deber

Publicar un comentario en la entrada

Todo comentario es bienvenido y se agradece. Comenta dentro del marco del respeto y evita hacerlo como "ANÓNIMO" (Sobretodo si quieres recibir respuesta). Si tienes alguna sugerencia escribe a través del formulario de contacto.

Start typing and press Enter to search